Inmobiliario

Perito Judicial Inmobiliario

Importancia del Perito Judicial Inmobiliario. En fecha 8 de enero del año 2000, entró en vigor la nueva Ley de Enjuiciamiento Civil (en adelante L.E.C.). Aprobada por Ley 1/2000. Ha supuesto una radical modificación respecto al ordenamiento procesal que regía en España desde 1881. Introduciendo unos procedimientos novedosos y ágiles por los que encauzar las reclamaciones judiciales.

Tal situación representa una novedad respecto a la legislación anterior, en la que la Prueba Pericial quedaba relegada a un posterior trámite. Ya en curso de procedimiento judicial, en el que, con la intervención del Juzgado. Siendo éste quien decidía si se practicaba o no el Dictamen, se designaba un perito para
pronunciarse sobre materia litigiosa, una vez que ésta había quedado oportunamente concretada en los posicionamientos de una y otra parte. En tales supuestos, el cargo de Perito se había poco menos que oficializado, en el sentido de que eran conocidos los profesionales que se dedicaban a tales menesteres. A quienes los propios Juzgados encomendaban la realización de la pericia. En la actualidad, los peritajes ya se presentan como prueba de la demanda por los propios letrados existiendo unas listas oficiales de los peritos en los Juzgados.

Es por ello, que todos los peritos han de presentar los informes. La petición de provisión de fondos, los papeles de recusación, la estructuración, los análisis de muestra y las conclusiones de una forma igualitaria, tal como marca la L.E.C. y las Normas Europeas de Valoración y, tanto los peritos antiguos como las
personas que quieran dedicarse al peritaje, han de efectuar un reciclaje y preparación enmarcados dentro de ellas.

Doña Cristina Gil-Robles:

Verónica LópezFORMACIÓN:

Perito Judicial Inmobiliario

Perito Judicial Calígrafo y Psicocaligráfico

Abogado con la especialidad de Derecho Internacional – Derecho Comunitario

Instituto Europeo de la Universidad de Saarbrücken en el Sarre / ALEMANIA.

Asociado a la ASOCIACIÓN NACIONAL DE TASADORES, PERITOS Y MEDIADORES (A.N.T.P.M.). Es una entidad privada que acoge a profesionales en activo del sector de la inversión, valoración, tasación. Peritaje de bienes tanto inmuebles como muebles, pericias caligráficas, de joyas, obras de arte, muebles, enseres, incendios, accidentes, antigüedades, parques móviles, maquinaria, etc. Actualiza los conocimientos técnicos para el estudio de los valores de casas, viviendas, solares, locales, despachos, comercios, naves industriales, parkings, fincas rústicas, forestales, documentos, cálculos de contenido y técnicas de reconocimiento de joyas, enseres y objetos artísticos, etc. para su peritaje.